Certificado de eficiencia energética. Nueva obligación para la venta y alquiler de inmuebles

Siguiendo las directrices de la Unión Europea, el pasado 5 de abril, el Gobierno aprobó el Real Decreto 235/2013 por el que se aprueba el Procedimiento básico para la certificación de la eficiencia energética de los edificios. En el año 2007, ya fue aprobado el Procedimiento para certificar los edificios de nueva construcción, habiendo sido refundido y completado por este real decreto que mantiene la obligación para los inmuebles de nueva construcción e incorpora la obligación para los ya existentes.

A partir del 1 de junio de 2013, es obligatorio que todo contrato de compraventa o arrendamiento de inmuebles que se celebre vaya acompañado de un certificado de eficiencia energética, así como de la etiqueta energética. Dicho certificado deberá incluir información objetiva sobre la eficiencia energética del inmueble y las recomendaciones efectuadas por un técnico competente, para que el inmueble consuma menos energía, con el fin de que los nuevos propietarios o arrendatarios puedan comparar y evaluar sus prestaciones y preveer el consumo de energía.

Ya estamos acostumbrados a ver etiquetas energéticas en electrodomésticos, pues bien, el mismo sistema se utilizará ahora en los inmuebles, que con un código de color clasificará una escala de diferentes categorías de la “A” (menor consumo) a la “G” (mayor consumo). Es obligatorio incorporar la etiqueta de eficiencia energética a toda oferta, promoción y publicidad dirigida a la venta o arrendamiento de inmuebles.

Certificado de eficiencia energética

Quedan excluidos de obtener el certificado aquellos inmuebles que se compren para reformas importantes o demoliciones, edificios o partes de edificios existentes de viviendas cuyo uso sea inferior a cuatro meses al año, construcciones provisionales con un plazo previsto de utilización inferior a dos años, edificios industriales, de la defensa y agrícolas, edificios o partes de edificios utilizados exclusivamente como lugares de culto y para actividades religiosas, edificios y monumentos protegidos oficialmente por su valor arquitectónico o histórico y aquellos inmuebles que ya dispongan del certificado, debemos tener en cuenta que desde el año 2007 es obligatorio la calificación de los inmuebles de nueva construcción.

El certificado y etiqueta energética caducan, siendo su validez por un periodo de 10 años. Deberá ser registrado ante el órgano competente de la Comunidad Autónoma en materia de certificación energética de edificios.

El promotor o propietario del inmueble es el responsable de encargar y conservar el certificado. Además es obligatorio entregar el original del certificado y etiqueta energética en las operaciones de compraventa o acompañar una copia en el caso de los contratos de arrendamiento.

El certificado será emitido por un técnico competente, que tenga titulación académica y profesional como arquitectos, arquitectos técnicos, ingenieros o ingenieros técnicos y estén habilitados para la realización de proyectos de edificación o de sus instalaciones térmicas, elegido libremente por el propietario del inmueble. No se han fijado tarifas oficiales, dependerán de la oferta y la demanda, pero su coste aproximado no será inferior a 200€.

No cumplir con la normativa será sancionado, constituyendo infracción en materia de defensa de los consumidores y usuarios de acuerdo con lo establecido en la Ley General de Defensa de los Consumidores y Usuarios, aprobado por el RDLeg. 1/2007 de 16 de diciembre.

Es un nuevo coste añadido a nuestros bolsillos, pero es importante que los propietarios que pretendan vender o alquilar sus inmuebles dispongan del certificado antes de realizar la operación y sea registrado, para evitar así ser sancionados.

Autora: Antonia Torrens, asesora fiscal en Fiscontrol Assessors

Imagen de portada de Frühtau
Imagen interior de diariojuridico.com

Anuncios
Comments
One Response to “Certificado de eficiencia energética. Nueva obligación para la venta y alquiler de inmuebles”
Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] Real Decreto que obliga a la certificación de la eficiencia energética de los edificios. Y que, como explicó mi compañera Antonia Torrens en el post de la semana pasada, desde el 1 de junio se obliga a los propietarios de viviendas a tener el certificado de eficiencia […]



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: